¿Por qué sana la literatura?

Originalmente publicado en Qué Leer:

Casi desde el origen, una de las funciones de la palabra ha sido la curación. Los mantras, las oraciones del catolicismo, el psicoanálisis e incluso la cantinela con que la madre o el padre acompañan la caricia que dan al hijo que tropezó y se golpeó, son ejemplos claros de buscar el alivio por medio de la palabra.

Quizá por eso, y porque la materia prima de expresión de la literatura es el lenguaje, en esta aún es posible encontrar trazas de esa cualidad. A veces, inesperadamente, nos damos cuenta de que un libro nos consuela en medio de la tristeza, o ante cierta frustración recordamos de pronto unos versos leídos hace tiempo y que nos hacen entender de otra manera el conflicto que vivimos. Una anécdota asegura que Julio Cortázar se curó de una tos después de escribir “Carta a una señorita en París”, cuento en el que…

Ver original 646 palabras más

Microcuentos Tuiteros 86

Originalmente publicado en Micro Literaturas:

Tim en Flickr

Tim en Flickr

Y el libro pasó de generación en generación hasta hallar a su lector.

Estantería: Parecía que quería suicidarse, pero solo quería acercarse a sus lectores.

Cae la noche y la mujer loba por fin vuelve a ser humana, vuelve a vestirse, recupera el pudor.

Él creía que se saltaba párrafos, pero en realidad eran las páginas del libro burlándose de él, en su propia cara.

En uno de sus exhibiciones póstumas, finalmente apareció la mujer con la sonrisa que soñó pero nunca pudo dibujar.

Ver original

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 46 seguidores